Pizarra

Miguel Ángel, por varios autores — Un comentario

  1. Es un aporte bastante atractivo. “Testimonio”, como tal, es, me parece, el de Manzú. Muy sentido, por cierto.
    La comprensión de M. Ángel continúa; porque no es fácil e induce a equívocos. Lo único evidente e inequívoco es la potencia, la intensidad de su obra total y el hecho de que, salvo en la poesía, realizó obras que van más allá de los medios que empleó y del género en el que se anotan: tienen una resonancia simbólica que deja atrás al reconocimiento del género; cualidades que van mucho más allá de la “calidad”, el “nivel”, el “valor”… Es, como dice Manzú, único, inimitable, inalcanzable…
    Gracias por el aporte a su permanente recuerdo.

Deje su comentario