Libro de quejas

Por Conrado Nalé Roxlo

nale1953

Hasta mediados del siglo XX, el ferrocarril era prácticamente el único medio de transporte suburbano en Buenos Aires; todos estaban familiarizados con su funcionamiento y con el mundo de los trenes y las estaciones, sus jefes y ayudantes, maquinistas y guardas, campanas y silbatos, boletos de perro y boletos de recreo, horarios y, naturalmente, libros de quejas. El libro de quejas era el lugar donde el pasajero dejaba asentados sus reclamos.

Pero el libro de quejas es también, a su modo, un libro, libro muy apto para ser aprovechado por un escritor con propósitos humorísticos. Este Libro de quejas emprende su marcha por carriles netamente ferroviarios, comentando en tren ligero situaciones y personajes de vagón y sala de espera, pero al promediar el viaje, sin dar mayores señales, el autor, no digamos que descarrila pero sí que cambia de vía, y se despreocupa de las barreras. Entonces el suyo se convierte en una especie de libro de quejas de los pasajeros de la vida. Quejas amables, trazadas por un humorista fino, de los que supo haber muchos y muy buenos en la Argentina, que pone en juego múltiples recursos del género —el humor absurdo, el humor de situaciones, la caricatura, el juego de palabras— para provocar la sonrisa.

Conrado Nalé Roxlo (1898-1971), periodista, poeta, dramaturgo, guionista de cine, encontró en el humor el medio ideal para darse el gusto de jugar con el lenguaje. Ese juego es lo que fascina de sus escritos: el lector adivina enseguida que el primero en divertirse con ese juego, el primero en disfrutar del placer del texto, es el autor. Naturalmente, el efecto es contagioso. Durante más de dos décadas, con los pseudónimos de Chamico y Alguien, Nalé publicó en diarios y revistas los textos de humor que luego recogió en varios libros. Dirigió además las revistas humorísticas Don Goyo y Esculapión, ésta dedicada a los médicos. En su famosa Antología apócrifa (1943) hizo gala de su virtuosismo literario parodiando los estilos de poetas y narradores famosos. Pero Nalé Roxlo alcanzó sus logros más altos como escritor con la gracia de sus obras teatrales, como La cola de la sirena (1941), Una viuda difícil (1944), El pacto de Cristina (1945), y sobre todo con sus tres libros de poesía: El grillo (1923), Claro desvelo (1937), De otro cielo (1952).

Libro de quejas fue publicado bajo la firma de Chamico por la editorial OCESA en 1953, y nunca reeditado.


Solicite aquí su libro

Para obtener su ejemplar, sírvase aportar los datos requeridos, y enviar la solicitud. Recibirá por correo electrónico un enlace de descarga, válido por tiempo limitado.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.