La puerta de Aljalil

Por Vlady Kociancich

Irene, violinista profesional, se encuentra de visita en El Cairo para ofrecer una serie de conciertos. Fascinada por unas raras telas de seda tejidas por los beduinos del desierto que le hace conocer una compañera de orquesta, acude con su pequeño hijo Gustavo a una dirección en el laberíntico y populoso mercado Aljalil. Sus reiterados llamados a la puerta no tienen respuesta, lo que multiplica su ansiedad. Cuando finalmente el vendedor franquea el acceso a sus tesoros, Irene se extravía en un torbellino de texturas y colores hasta que la conciencia hace sonar su alarma y entonces advierte espantada que el niño que llevaba de la mano ha desaparecido.

Así se anuda este relato, en el que se empeñan varios recursos narrativos característicos de su autora, de modo particular el viaje como una instancia de ruptura o desorden de las rutinas habituales, e iluminación o estallido de los conflictos espirituales que esas rutinas mantienen convenientemente acallados. La escritora dice que fue concebido como una variación sobre el tema de la codicia. Pero más bien parece hablar del deseo en una mujer que eligió no vivir en pareja. La puerta que no se abre coloca a la protagonista frente a la urgencia presente y caprichosa de poseer las telas, la puerta que finalmente se abre desencadena sucesos que agitan los recovecos oscuros de su pasada obsesión por tener un hijo. El peso de la culpa asoma en ambos casos.

La narrativa de Vlady Kociancich (1941), fina escritora argentina formada bajo la guía personal de Jorge Luis Borges, Adolfo Bioy Casares y Julio Cortázar, exhibe a la vez un lenguaje terso y elegante, que mucho debe seguramente a su familiaridad con los autores anglosajones, y una sutil penetración psicológica como la que revela “La puerta de Aljalil”. Su obra incluye las novelas La octava maravilla (1982), Últimos días de William Shakespeare (1984), Abisinia (1985), Los Bajos del Temor (1992), El templo de las mujeres (1996), Amores sicilianos (2005), Cuadro de una muerte dudosa (2010) y El secreto de Irinia (2016), y las colecciones de cuentos Coraje (1971), Cuando leas esta carta (1998) y La ronda de los jinetes muertos (2007), a la que pertenece el relato que aquí presentamos.


Solicite aquí su libro

Para obtener su ejemplar, sírvase aportar los datos requeridos, y enviar la solicitud. Recibirá por correo electrónico un enlace de descarga, válido por tiempo limitado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.