La pesquisa

Por Paul Groussac

La pesquisa

Dos muertes enigmáticas, una pequeña fortuna oculta, y una hermosa heredera que guarda un secreto son los ingredientes de este cuento, uno de los primeros aportes argentinos al género policial. Su autor, Paul Groussac (Toulouse, Francia, 1848–Buenos Aires, 1929), lo publicó anónimamente en el diario Sud-América, con el título “El candado de oro” los días 21, 25 y 26 de junio de 1884, y lo reeditó con un nuevo título, “La pesquisa”, pero conservando el anonimato en la revista La Biblioteca en 1887.

Groussac fue una figura dominante de la escena cultural argentina desde fines del siglo XIX hasta las primeras décadas del XX. Su producción recorre una variedad de géneros, desde la ficción al ensayo, y desde el drama a la historia. Como crítico, como director de publicaciones como las dos mencionadas, y como director de la Biblioteca Nacional durante cuarenta y cuatro años, ejerció una influencia notable, casi un arbitraje, en la orientación y desenvolvimiento de la literatura nacional. Aplicó a su propia producción el mismo rigor que reservaba para la de los demás, y fue particularmente exigente con sus ejercicios narrativos: vetó la reedición de su novela inicial Fruto vedado (1884), nunca reconoció la autoría del cuento que aquí presentamos, y sólo resolvió dar a la imprenta cuatro o cinco piezas reunidas en el volumen Relatos argentinos (1922).

“La pesquisa” es uno de los primeros cuentos policiales argentinos y revela una rica complejidad que ha hecho las delicias de los críticos. En principio por su estructura de cajas chinas, en las que un relato envuelve a otro, y éste a un tercero, creando un llamativo efecto de distanciamiento. Primero, Groussac nos cuenta la historia del joven principiante que supuestamente lo escribió; luego, un narrador desconocido nos habla sobre cómo se entretienen los pasajeros de un largo viaje en barco, y por fin un ex comisario cuenta un episodio de su carrera, una pesquisa que se ubicará en la intersección de dos tramas. Cuando Groussac escribe este cuento, la narración policial es todavía un género en formación, y el autor lo trabaja con amplia libertad, descubriendo caminos que luego serían recorridos por otros. Tratándose de un escritor que se mueve en un contexto ideológico positivista y se identifica con él, sorprende que su investigador se incline por la intuición antes que por la deducción racional de causas y efectos. También sorprende que su pesquisa conduzca a restablecer el orden roto por el crimen no tanto identificando al asesino y sus motivos —que aquí son evidentes de entrada—, sino más bien esclareciendo la incierta situación de otros actores, envueltos en una historia de tono folletinesco que se cruza con el incidente policial. Antes que demostrar la culpabilidad del culpable, la pesquisa de Groussac despeja dudas sobre la inocencia de los inocentes.


Solicite aquí su libro

Para obtener su ejemplar, sírvase aportar los datos requeridos, y enviar la solicitud. Recibirá por correo electrónico un enlace de descarga, válido por tiempo limitado.

2 comentarios en “La pesquisa”

  1. Me encantó y me es muy útil para mi carrera. No me queda más que agradecerles el espacio y felicitarlos ya que el sitio es lo mejor de todos los que he buscado. Muchas Gracias!

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.